martes, junio 08, 2010

¿Nos hace Internet más inteligente?

Hace un par de años Nicholas Carr generó un gran debate con su artículo Is Google making Us Stupid, en el cual detallaba como la lógica del buscador estaba afectando seriamente las capacidad cognitivas de los usuarios de internet. Es decir, el cerebro estaba cambiando, pero no necesariamente para mejor. Hoy hay 1.800 millones conectadas a internet, es decir, lo que suceda en la web incide en buena parte de la población. Y en medio de un sistema educacional viviendo aún en el pasado, con los cánones de la era industrial. Lo que hace más complejo el problema. Para Clay Shirky la reflexión de Carr no sería la correcta, como tampoco la de los puristas que aseguran que la democratización de la web sólo ha generado una avalancha de contenidos mediocres. En todo caso, algo que sucede con TV o leyendo algunos diarios. Pero la historia juega a su favor de los optimistas y en contra de quienes pregonan el desastre. Las épocas de mayor revolución editorial (o de colapsos) han sido soporte de un mayor desarrollo intelectual. "La enorme multiplicación de libros en todas las ramas del conocimiento es uno de los mayores males de este siglo; ya que presenta uno de los obstáculos más graves para la adquisición de la información correcta", dijo erradamente alguna vez Edgar Allan Poe mientra explotaba la publicación de libros. Pero no fue así. Pronto el mundo comenzó el avance más importante en educación primaria, una transformación clave para la alfabetización y el desarrollo científico. La democratización de los contenidos evidentemente ha amplificado el factor "basura" y el gusto de muchos por esa "basura", pero también ha permitido multiplicar el conocimiento. Shriky da el ejemplo de PatientsLikeMe, un sitio que permite a los pacientes compartir la información de sus enfermedades y que, por ejemplo, ha reunido a más pacientes de Lou Gehri, que cualquier empresa farmaceútica. Lo mismo ocurre con el vertido de petróleo en el Golfo de México, con cientos de grupos buscando soluciones para el limpiado de playas y la ayuda a aves y mamíferos afectados por la negligencia de BP. La discusión que abre Shriky en el siguiente artículo.

Digital media have made creating and disseminating text, sound, and images cheap, easy and global. The bulk of publicly available media is now created by people who understand little of the professional standards and practices for media.

Instead, these amateurs produce endless streams of mediocrity, eroding cultural norms about quality and acceptability, and leading to increasingly alarmed predictions of incipient chaos and intellectual collapse.

But of course, that's what always happens. Every increase in freedom to create or consume media, from paperback books to YouTube, alarms people accustomed to the restrictions of the old system, convincing them that the new media will make young people stupid. This fear dates back to at least the invention of movable type.


5 Comentarios:

Blogger Claudia Muñoz Melo. dijo...

Cómo podría un medio, hacer más inteligente a alguien?? sería como creer que el que usa celular es más inteligente que el que no tiene... Lo importante de los medios es el mmensaje, si el mensaje es interesante, si el nivel de la conversación es rico, valioso; la transmisión también lo será. Twitter, msn, celular lo que sea, son medios de ¡difusión de un mensaje que puede ser o no valioso o importante.

12:23 p. m.  
Blogger andrés Azócar dijo...

Claudia

Internet no es un medio, es un entorno social. Y en ese entorno social si se produce actividad cognitiva importante. No lo digo yo, lo dicen los estudios.

A lo que apunta el artículo es si el contacto con internet mejora o no tus capacidad de razonamiento, si la interacción permite el desarrollo de nuevas competencias intelectuales, si la democratización de los contenidos, crea ciudadanos más capaces.

Esa es la pregunta. No eres más inteligente o no por un click. Eso es obvio.

Saludos

A

6:31 p. m.  
Anonymous Anónimo dijo...

de hecho un medio puedo o no hacernos mas inteligentes, ya que las herramientas que nos hacen las cosas más fáciles pueden atrofiar capacidades del cerebro al encontrarse con asuntos ya resueltos.

en el caso de internet por ejemplo, alguien puede investigar un tema solo a través de internet, lo que antes se hacia de otra manera, terreno, bibliotecas, etc. al acostumbrarse a la facilidad que ofrece internet, falsa ilusión, puede atrofiar habilidades sociales desarrolladas en el pasado para hacer esa investigación como la sociabilidad que se requiere para estar en terreno.

9:28 a. m.  
Anonymous iván dijo...

Andrés, creo que esta nota sobre el tema puede interesarte. Es del gran Pinker. saludos
http://www.nytimes.com/2010/06/11/opinion/11Pinker.html

11:51 a. m.  
Blogger Jaime Levineri dijo...

Creo que el problema aquí es redefinir qué entendíamos como "inteligencia" hasta antes de que se produjera la aparición de internet como un medio o soporte digital o entorno social desde el cual se podían generar contenidos, visualizarlos y modificarlos (constantemente) la "inteligencia" como la entendemos hoy en día no se basa en los conocimientos "sagrados" que se entendían como inamovibles dentro de los libros como expresión máxima de su cohesión. Internet en este sentido entrega herramientas que nos obligan a repensar que los contenidos informáticos dinámicos (ya sean significativos para el desarrollo social o simplemente basura) constituyen una nueva forma de entender la "inteligencia".

4:42 p. m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

<< Página Principal